fbpx

3 razones para pensar primero en la iluminación

3 razones para pensar primero en la iluminación

 

La imaginación no tiene límite y la evolución tecnológica es ahora su mejor herramienta. Cuando veo un proyecto que considero atrevido e innovador, de inmediato le sigue otro que pone aún más a prueba los límites de mi concepción del espacio y la forma.

Los sistemas de iluminación arquitectónica no escapan a esta realidad, y hoy encontramos a la mano tecnologías de último nivel en las que se combinan el uso del color con los efectos de movimiento y el ahorro energético.

revista Image
revista Image

Los resultados obtenidos pueden ser realmente impresionantes; sin embargo, ¿por qué en la mayoría de los proyectos la iluminación termina improvisándose? ¿Por qué nos damos cuenta de errores perceptuales y funcionales hasta el momento en que vemos los sistemas instalados?

revista Image
revista Image

La respuesta es sencilla: no se piensa en la iluminación desde la concepción misma del proyecto. En el mejor de los casos, se subcontrata a un especialista en la materia y se le entregan planos de proyecto para que haga “una propuesta” que luego se tramita para planos eléctricos con el ingeniero encargado, o se delega al consultor electromecánico con algunas leves instrucciones sobre la estética de la luminaria. También se ha vuelto común delegar esta tarea de pensar en la luz en los representantes comerciales de producto para que con su asesoría técnica nos resuelvan el problema. Por eso nos encontramos con sorpresas indeseables, sobre todo cuando el presupuesto se acaba hacia el final de la obra y los sistemas de iluminación terminan siendo sacrificados.

A continuación, comparto algunas razones por las que debemos evitar a toda costa que esto suceda y pensar en la iluminación natural y artificial desde el momento de la concepción del anteproyecto.

Sin luz no hay visión. Sí, así de simple. La visión es la respuesta de nuestro cerebro a los estímulos de las ondas electromagnéticas de la luz a través de nuestros ojos. La arquitectura es mayormente un arte visual. Aunque otros sentidos como el olfato y el tacto aporten a la experiencia, el espacio se percibe mayormente por la vista.

revista Image
revista Image

La luz moldea el espacio arquitectónico. Los materiales, las alturas, las texturas y el tamaño; todas las percepciones se ven afectadas por la forma y el color con el que incide la luz. Muchas veces se piensa en la luminaria como objeto de decoración o acabado, pero la verdad es que la luz es materia intangible que se percibe hasta que entra en contacto con los objetos. La forma en la que se lleva a cabo ese contacto es el verdadero diseño de iluminación.

revista Image
revista Image

La luz define más de un 80% de lo que sentimos sobre un espacio. Cálido o frío, ancho o estrecho, barato o caro, limpio o sucio… la tonalidad, intensidad y reproducción de color de la luz puede cambiar por completo nuestra percepción y; por lo tanto, nuestro deseo o repudio de permanecer en un lugar. La luz artificial, en el comercio, se diseña con toda una estrategia para obtener un comportamiento y una percepción determinada de los consumidores, por ejemplo.

revista Image
revista Image

Así que la próxima vez que inicie su proyecto piense… ¿de qué manera voy a diseñar la luz?

Paula2

(*) Paula Acuña es arquitecta especializada en Diseño de Iluminación, empresaria y coach. Durante los últimos quince años, ha trabajado como asesora para fabricantes de productos de iluminación, consultoría de diseño y profesora de posgrado en el tema. E-mail: Ayf.lumitec@gmail.com

Join The Discussion

Este sitio utiliza Akismet para disminuir el spam. Aprenda más de como sus comentarios son procesados.

Compare listings

Compare
Abrir chat
Necesita ayuda?
Scan the code
Hola
Como puedo ayudarte?